Diario Itinerante de un Navío Compartido


Ayúdame a mirar

Escrito el 12 de febrero de 2010.


Bueno, encontré este disco después de años que no lo escuchaba, muchos recuerdos, una de las mejores cosas de su momento, de hecho una de las únicas cosas de Baglietto que me gustan de los '90 y adelante, escuchamos "Adoquines en tu cielo", y "En este barrio", ambas canciones compuestas por el vasco Mezo Bigarrena quien se quitaría la vida pocos años después de salir este disco.

En este barrio
(Mezo Bigarrena)

Hablaban siempre de dinero
y planeaban asaltar un banco
y al llegar otro febrero
soñaban con fugarse en un barco
y año tras año se han ido yendo asi
creyendo que la vida era un velero
sueño tras sueño quedaban alli
crucificados en un sumidero.

Uno se hizo maricon
otro se hizo marino mercante
aquel cree en la revolucion
mientras su hermano es un traficante
de calle en calle los muchachos van
buscando hembras para el levante
lunes tras lunes se repite igual
a esta vida no hay quien la aguante.

Dicen que quieren rock and roll
y algunos hasta se fuman un porro
hay quien sueña con washington
y hay quien anda con la cara de perro
en este barrio también esta el que
se caga en todo y hasta en Nueva York
no adora el dolar y claro lo ve
que este norte no es la solución.

Hablaban siempre de dinero
y planeaban asaltar un banco
y al llegar otro febrero
soñaban con fugarse en un barco.

Quien se quedo critica al que se fue
y todo el mundo sabe lo que pasa
no se si yo me quedo o si me ire
ya me canse de mi barrio y mi casa …

Adoquines en tu cielo
(Mezo Bigarrena)

Adoquines en tu cielo
y un tranvía encalado en el rió
el pasado congelado
en tu nombre de mujer
Rosario es como una novia que no tuvo
en un puerto donde quiso ser timonel.

Emigrantes y emigrados
polizones que en buzones muerden polvo
el futuro se te escurre
en las manos de tu ayer
Rosario tienes cuerpo de amante
que uno siente que aun goza
aunque tema envejecer.

En tu costa de sirenas
los ulises confundidas piden aire
tu presente saqueado pide pan para crecer
Rosario te ha vestido de madre
que cocina lo que queda
para no desfallecer
Rosario vas a ser esa hembra
que no hay macho que domine
con un palo ni con dos.

Rosario
eres como esas potras
que te amasan cuando sienten
que las tratan con amor
Adoquines en tu cielo

adoquines en tu cielo.